¿Problemas para digerir la Lactosa?
¡Que no arruinen tus vacaciones!

Las personas que tienen intolerancia a la lactosa no pueden digerir el azúcar (lactosa) que se encuentra en la leche. Esta afección se manifiesta con malestar digestivo: presentan diarrea, gases e hinchazón abdominal después de la ingesta de alimentos que contengan lactosa. La intolerancia a la lactosa no suele ser un trastorno de salud grave pero sí que tiene un impacto en la calidad de vida de quien la sufre.

Este trastorno digestivo se debe a la deficiencia de lactasa, una enzima que se produce en el intestino delgado y que digiere la lactosa, descomponiéndola en glucosa y galactosa. Los niveles de lactasa difieren en función de las personas pero solo manifiestan síntomas de malestar gástrico las personas que tienen niveles de lactasa insuficientes para metabolizar la lactosa procedente de los alimentos.

Síntomas

Los síntomas de intolerancia a la lactosa suelen empezar media hora después de la ingesta del alimento que la contiene.

Los más frecuentes son: diarrea, dolor abdominal, hinchazón, gases, náuseas y vómitos.

Detección

Se sospecha de intolerancia a la lactosa cuando el malestar digestivo mejora al reducir la ingesta de productos lácteos en la dieta. Para confirmar el diagnóstico, el médico puede realizar diferentes pruebas médicas como la Prueba de tolerancia a la lactosa: mide la glucosa en sangre después de una alta ingesta de lactosa. Así se puede valorar la capacidad de digerir la lactosa por parte del aparato digestivo.

Cómo hacer frente a la intolerancia a la lactosa. ¡No desesperes!

Actualmente, no existe una manera de incrementar la producción de lactasa del cuerpo, pero puedes reducir los síntomas de la siguiente manera:

  • Reduce la ingesta de leche y sus derivados.
  • Incorpora en la dieta alimentos con contenido reducido de lactosa o sin lactosa cuando sea posible.
  • Explora si los síntomas de malestar gástrico cambian en función del alimento que se ingiere. A veces, hay personas que toleran mejor los alimentos fermentados como el yogur. Por esta razón es importante experimentar y autoanalizarse para conocerse mejor.
  • A veces, incorporar progresivamente pequeñas cantidades de lactosa en la dieta, favorece su tolerabilidad intestinal.

Cuando estos consejos no tengan el efecto esperado …

Cuando estés de viaje …

Cuando estés de vacaciones, quieras hacer una excepción y ¡tomarte un capricho! … tu aliado es Epaplus Digestcare LactoPro (CN 193773.5).

Epaplus Digestcare LactoPro

Epaplus Digestcare LactoPro es una fórmula con un alto contenido en Lactasa (9.000 FCC) que facilita la digestión de la lactosa. Su fórmula también contiene Manzanilla (para el confort digestivo) y Probióticos. Se recomienda la toma de 1 o 2 comprimidos en cada comida, según las necesidades individuales.

SIN lactosa; SIN gluten; Apto para veganos.

¡Te deseamos unas felices y dulces vacaciones!