Cuida de tu salud digestiva después de Navidad y elije una dieta saludable: Recetas saludables y fáciles de realizar

Muchas personas comienzan el año nuevo con el propósito de incorporar hábitos más saludables a sus vidas. Después de todos los excesos de Navidad, es recomendable hacer una dieta saludable para limpiar y equilibrar el organismo. Una dieta saludable consiste en ingerir una variedad de alimentos que te generen los nutrientes que necesitas para mantenerte saludable, sentirte bien y tener energía. Estos nutrientes incluyen: proteínas, carbohidratos, grasas, agua, vitaminas y minerales.
Una nutrición completa y equilibrada representa el mejor punto de partida para aspirar a tener una buena salud digestiva. Alimentarse no es solamente comer para saciar el hambre, sino una actividad mucho más compleja ya que, además, depende de factores sociales, culturales, económicos, entre muchos otros. Si quieres ayudar a cuidar de tu salud digestiva, puedes seguir estos consejos:
Come alimentos variados
Para que un plato cumpla los requerimientos nutricionales adecuados y puedas controlar el tamaño de cada porción, busca una alimentación equilibrada. Es importante consumir alimentos variados como frutas, verduras, carnes magras, pescados, lácteos, cereales y aceites vegetales. También es primordial reducir el consumo de azúcar, sodio y grasas.
Bebe mucho líquido
¿Cuántos litros de agua debemos tomar al día? Por lo menos 1,5 litros. En la época de verano, por ejemplo, es importante beber más cantidad, sobre todo si hace calor o si realizas mucho deporte. Hidratarse es fundamental para vivir.
Muévete
La ingesta de demasiadas grasas y el hecho de no hacer suficiente ejercicio pueden afectar a tu salud digestiva. Realizar actividad física moderada, además, de ser buena para la digestión, es muy positiva para el corazón, para el sistema circulatorio, para la salud en general y el bienestar.
Toma complementos alimenticios que ayuden a tu digestión
Descubre la gama de complementos alimenticios de Epaplus Digestcare diseñados para cuidar tu sistema digestivo gracias a su contenido en manzanilla, que ayuda al confort digestivo y a mantener una correcta digestión.

A continuación, te proponemos 2 recetas fáciles y sanas

.

Pizza saludable con base de boniato:

 
El boniato es un tubérculo muy saludable, nutritivo y bajo en calorías. Destaca su contenido en vitamina A, en forma de betacaroteno. Una vitamina esencial para la salud de la piel, la vista y contribuye al metabolismo normal del hierro. También es rico en vitaminas C, B6, B5, B1 y B2, y minerales como el hierro, magnesio, potasio y cobre. Además, contiene casi el doble de fibra dietética que otros tipos de patata.

Ingredientes:
 
  • 150 gramos de boniato
  • Cebolla morada
  • Calabacín
  • Maíz
  • Tomates cherries
  • Queso feta (para vegano tofu o queso vegano)
  • Pimentón al gusto (opcional)
  • Sal

Paso a paso:
Recuerda precalentar el horno 5 min antes a 200º. Corta el boniato en rodajas muy finas. Sobre la bandeja de horno, deberás colocar papel vegetal y sobre este las láminas de boniato en forma circular superponiéndose un poco entre ellas. Posteriormente, deberás poner un poco de aceite en espray: Con un par de toques será suficiente. Mete la masa en el horno durante 10 minutos a 180º. Una vez saques la base de la pizza, deberás poner los toppings que quieras. Por ejemplo, te proponemos hacerlo con un poco de queso feta, especiado con pimentón dulce, maíz, calabacín, cebolla y tomates Cherry. Una vez tengas todos los ingredientes sobre la masa, deberás meter la pizza saludable al horno durante otros 10 minutos.

Tortitas saludables con avena:


La avena es una gran aliada para el aparato digestivo. Al ser un cereal rico en fibra, ayuda a aumentar el bolo fecal y, contribuye al tránsito intestinal.

Ingredientes:
  • 50 gramos de avena integral molida
  • Levadura de repostería
  • 1 plátano de Canarias maduro
  • 125 gramos de yogur
  • 1 huevo
  • Canela en polvo
  • 1 pera
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Miel (opcional)

Paso a paso:
Pon en el vaso de la batidora la avena molida, la levadura, el plátano pelado y troceado, el yogur, el huevo y un poco de canela. Tritura estos ingredientes hasta que obtengas una masa homogénea y sin grumos.
Para preparar las tortitas saludables, utiliza una sartén antiadherente y pon un poco de aceite de oliva virgen extra para evitar que la masa se pegue. Cuando la sartén esté caliente, teniendo el fuego medio-alto, vierte dos o tres cucharadas grandes de la masa preparada para formar las tortitas. En cuanto se hayan cocinado por un lado, dales la vuelta para que se hagan por el otro. Aproximadamente tardan menos de un minuto por cada lado en estar doraditas. Una vez que has terminado de hacer las tortitas, prepara la pera con canela en la misma sartén.
Pélala y córtala en dados, pon un poco más de aceite de oliva virgen extra en la sartén, y saltea la pera con un poco de canela en polvo. No dejes que se haga demasiado sino quedará muy blanda. Sirve las tortitas de avena y yogur cubriéndolas con las peras a la canela. Con estas dos recetas ya no tendrás excusa para llevar a cabo una alimentación saludable Recuerda: ¡Una dieta saludable también puede ser divertida y rica y ayudar a tu salud digestiva!

Una vida plena, una vida Epaplus